Destacados Internacional

Tsipras incumple el mandato del referéndum y vende a los griegos

TsiprasDespués de que el primer ministro griego incumpliese ayer con el resultado del referéndum y accediese a firmar un acuerdo que, de hecho, convierte a su país en un protectorado de la ‘troika’, han empezado las dimisiones en su partido.
El primero en irse de Syriza y dejar su puesto en el Parlamento ha sido Nikos Hountis, aunque las voces que han criticado que Tsipras haya aceptado unas condiciones mucho más humillantes para los griegos que su antecesor, el ultraconservador Samaras, empiezan a ser muchos y varios de un importante peso en Grecia.

Entre ellos el ministro de Trabajo, que ya ha declarado que Tsipras tendrá que convocar elecciones anticipadas; tambié se ha mostrado contrario al acuerdo el ex ministro de Finanzas Varoufakis, quien dimitió tras la consulta para facilitar el acuerdo con la Unión Europea; a ellos se ha sumado el aliado de Syriza en el Gobierno.

Y es que Tsipras, que hace apenas tres días afirmaba que no consentiría más recortes, ha mentido y ha tragado con todo lo que le ha exigido el hiperconservador ministro de Finanzas alemán. Las concesiones del primer ministro griego, que no ha dudado en ceder para mantenerse en el poder, van desde el recorte de las pensiones, la subida del IVA, en todos los tramos y sin excepción geográfica alguna, la privatización del operador de la red eléctrica (ADMIE), que es uno de los principales activos del Estado, como primer paso a la venta de más activos estatales hasta llegar a los 50.000 millones de euros que deberán ser depositados en un fideicomiso que, de hecho, será controlado por Alemania-una medida que es semejante a la que se aplicaba en el siglo XIX a los países morosos-.

Además de ello, Tsipras también ha dicho ‘Sí’ a la vuelta de los ‘hombres de negro’ de la troika a Atenas para supervisar el cumplimiento del pacto, una presencia que el ex ministro Varoufakis había rechazado calificándola de “ocupación”, a todo ello se suma el despido de los funcionarios que habían sido recuperados por el nuevo gobierno y el cierre, por segunda vez, de la televisión pública.

Como ha declarado el ex primer ministro italiano, Massimo D’Alema, estas ‘ayudas’ a Grecia, en realidad irán a parar a los bancos alemanes, franceses e italianos. D’ Alema ha recordado que “en Alemania el coste del dinero es bajísimo, incluso con interés negativo. Así, los bancos alemanes captan dinero de los ahorradores a un costo casi nulo. Con este dinero compran títulos de Grecia, que siendo un país con riesgo paga tipos de interés altísimos, el 15 por 100, ganando una montaña de dinero. De esta forma, a través de la diferencia de tipos de interés, desde un país pobre como Grecia se transfieren enormes riquezas a un país rico, Alemania. El país pobre se empobrece cada vez más, el país rico se enriquece cada día más”.

El ex primer ministro ha añadido que cuando un país pobre no es capaz de pagar sus deudas, llegan las ayudas europeas, “hemos dado a Grecia 250.000 millones de euros. Pero no para las pensiones de los griegos, sino para pagar los intereses a los bancos alemanes, franceses y muy parcialmente italianos. 220.000 de los 250.000 millones de ayuda han ido directamente a los bancos alemanes, franceses e italianos, los prestamistas”.

También te puede interesar