Vigo al día

Caballero y Louzán llegan a un acuerdo sobre Balaídos…y solo sobre Balaídos

No hay feeling alguno entre Rafael Louzán y Abel Caballero, como puede verse en la fotografía/Tresyuno Comunicación

Eso es lo que dejaron claro el presidente de la Diputación y el alcalde que se han visto en persona, en una reunión formal, por primera vez en cinco años…bueno, eso y que no parece que vayan a irse a comer juntos próximamente, a la vista del saludo, helado, que se cruzaron en la Alcaldía este lunes.

Rafael Louzán declaró al finalizar la misma que le hubiese gustado haber tenido otros encuentros con Abel Caballero y reivindicó la “mano tendida” que ha tenido siempre para el alcalde vigués; por su parte, Caballero recordó que en 2009, en un encuentro en la sede de la Diputación en Vigo planteó una serie de necesidades al presidente y que “nunca recibí respuesta”.

En este caso sí ha habido entendimiento- algo que ya se sabía después de que el mismo se hubiese filtrado a un único medio de comunicación con antelación- y ambas instituciones- Concello y Diputación- pondrán la misma cantidad de dinero para reformar Balaídos.

¿Cuánto dinero?...en principio 9 millones de euros cada uno- en varias fases- en una operación en la que también entrará el Celta- posiblemente con casi 7 millones, que es lo que costará la reforma de la grada de Tribuna- y, si todo va por el camino que han dibujado Louzán y Caballero, también invertirá la Zona Franca, en principio para atender las demandas de Citroën, pero en una operación- la construcción de un nuevo parking- que también se incorporaría a la reforma del campo municipal.

En total algo menos de 30 millones de euros en los que, como señaló Rafael Louzán, no habrá aportación de la Xunta. El presidente de la Diputación lo justificó esgrimiendo las inversiones que el Gobierno gallego está haciendo en la ciudad, entre las que mencionó “el nuevo hospital, la depuradora y su voluntad, muy clara, de hacer realidad la Cidade da Xustiza”.

¿Qué es lo que se hará en Balaídos?, pues en dos años y medio-que es el plazo estimado de las obras- se ampliará la grada de Río, con un coste de 4 millones que permitirá que pase de los 11.300 espectadores actuales a 10.100; Tribuna- de la que se encargará el Celta y que requiere un total de 6,7 millones de euros- pasará de un aforo de 6.671 espectadores a 7.000, lo mismo que Marcador, mientras que Gol casi duplicará sus asientos: de 4.082 a 7.000, para que el campo acabe acogiendo a 31.000 personas.

La primera inversión, de 1.365.000 €, aprobada por el Concello, se verá incrementada en la misma cantidad por la Diputación; a ella seguirán otros 8 millones más en 2015- cuatro de cada institución– y una inversión final, aún por determinar y que depende de cuánto pueda destinar Zona Franca, el año siguiente.

 

También te puede interesar