RGPD - Cookies

El Congreso de los Diputados lleva seis meses ‘vallado’

Las vallas que se instalaron rodeando el Congreso de los Diputados desde que el presidente del Gobierno anunció los primeros ajustes, en julio del año pasado, llevan 6 meses blindando la Cámara Baja. El 11 de julio, Mariano Rajoy anunció la eliminación de la paga extra de Navidad para los funcionarios, el recorte del paro o la subida del IVA, ello tuvo como consecuencia una primera concentración, que se inició, de manera espontánea cuando sus señorías estaban debatiendo y obligó al presidente a salir de la Carrera de San Jerónimo por el garaje. Dos días, después, el 13, centenares de personas se congregaron ante la entrada principal del Congreso y lanzaron huevos a los leones.

Ahí se acabó. El ministro del Interior ordenó desplegar un dispositivo, en la Plaza de Neptuno y en la entrada al Parlamento por Cedaceros y, además, dio orden de cortar el tráfico de  vehículos, controlar el de peatones e incluso pedir a quienes viven en las inmediaciones que se identifiquen cada vez que quieren entrar en su casa.

Las medidas de ‘protección’ se extremaron  el 25 de septiembre, coincidiendo con la convocatoria ‘Rodear el Congreso’, concentración que pretendía dejar claro al Gobierno la repulsa de los ciudadanos a los ajustes.

Sin embargo, las protestas delante de la Cámara Baja son solo una pequeña parte de las convocadas durante el primer año de gestión del Partido Popular. En los 12 meses transcurridos desde la  llegada de Rajoy a La Moncloa, se convocaron en todo el Estado más de 36.000 manifestaciones, de acuerdo con los datos difundidos por la Izquierda Plural. Solo en Madrid, como declaró en su día la alcaldesa de la capital, se contaron 2.902 movilizaciones, hasta noviembre, lo cual excluye a las de los empleados del sistema de salud, la última de ellas este domingo, a la que han respondido miles de personas que han expresado su rechazo a la privatización de la gestión de la misma en la Comunidad de Madrid.

 

También te puede interesar