RGPD - Cookies
Destacados Vigo al día

Un domingo cualquiera

BEATRIZ MUÑIZ/ Durante la Semana Grande de Vigo se esperan múltiples eventos pero quizás el más multitudinario, el más seguido y también esperado de forma anual es la procesión del Santísimo Cristo de la Victoria. Miles de vigueses muestran su ferviente devoción y siguen emocionados los pasos de la imagen por las calles de la ciudad.

A pesar de esto, esta cita anual no llama la atención por igual a todos los ciudadanos. La devoción no siempre es compartida por todos y las personas no creyentes o seguidores de otras religiones no viven de igual manera la tarde dónde el protagonista es el Cristo de la ciudad.

Según varios testimonios recogidos, estas personas tan sólo conocen la procesión por la prensa que hace eco del gran evento o por el corte de tráfico que protagoniza el domingo. Algunas personas han ido en su día con padres o abuelos a hacer el recorrido marcado por la imagen, pero ahora en su vida adulta sólo tienen vagos recuerdos y ninguna motivación para continuar haciéndolo.

Y es que el Cristo clama a su pueblo emocionado, y si no hay emoción, no hay clamor.

También te puede interesar