Vigo al día

Los robos y asaltos a casas, continúan en As Neves, un año después de que los vecinos pidiesen protección

Los ladrones también entraron en el Concello de As Neves, dos veces en el último año
Los ladrones también entraron en el Concello de As Neves, dos veces en el último año

Los robos que se iniciaron en la parroquia de Batalláns, en As Neves, en enero de este año, no han cesado. Según denuncian los vecinos, “personas de la zona”, volvieron a entrar en varias casas. La sospecha de que sean del mismo concello está justificada por el hecho de que a las horas en las que asaltaron las viviendas y una empresa-de la que se llevaron varias herramientas y material, como una motosierra y una desbrozadora-, en las mismas no había nadie, además del hecho de que, en el caso del negocio, este estuvo cerrado durante los pasados días festivos.

Otra circunstancia avala que los ladrones conozcan la parroquia: las casas están en lugares que difícilmente pueden ser “vigilados” por personas que no sean de As Neves, “los vecinos nos daríamos cuenta”, además de por el hecho de que una vez realizados los robos salieron por caminos que no transitaría alguien que no conociese el lugar.

Hay que recordar que los robos y asaltos a casas de diferentes parroquias nevenses no son algo nuevo. En Batalláns, el pasado enero, varias casas abandonadas fueron asaltadas: los ladrones forzaron las ventanas con una palanca y se llevaron como botín una cubertería, una moto, cascos o prendas de ropa, entre ellas una cazadora; hace más de un año, en abril de 2014, un matrimonio de la parroquia de Liñares, fue asaltado por varios desconocidos, que entraron en su casa de madrugada- y, tras pegar a la mujer- causándole heridas en la cabeza– se llevaron una considerable cantidad de dinero.

Diez días más tarde, una vecina de avanzada edad y que vive sola, fue asaltada, en su casa, en el barrio de Rabelo, en la parroquia de Tortoreos. Una semana después, se produjeron cuatro robos en otra parroquia, Taboexa, uno de ellos en la sede de una cooperativa local. No habían pasado ni 10 días, cuando más de 100 casas de Tortoreos y Liñares se quedaron sin conexión telefónica ni Internet después de que, de madrugada, volviesen a cortar el tendido, con la intención de robarlo, en Laxe do Cabo.

Por aquel entonces, tanto el alcalde como el subdelegado del Gobierno en Pontevedra, pese a las advertencias del jefe de la oposición, Xosé Manuel Rodríguez-quien tuvo una reunión con vecinos y dueños de negocios de As Neves y pidió la actuación de la Guardia Civil calificaron los sucesos como “hechos aislados” y declinaron tomar medidas.

Sus palabras fueron desmentidas apenas dos meses más tarde: los ladrones entraron en el propio Concello, forzando una de las puertas, y se llevaron, según admitió el propio regidor, Raúl Emilio Castro, 500 € de la caja fuerte donde estaba guardada la recaudación de los puestos del mercado. A final de año, los cacos volvieron a entrar en las dependencias municipales y después de revolver en varias dependencias-una de ellas justo al lado del despacho del alcalde- asaltaron el Centro social de la Localidad-donde tiene su oficina la primera teniente de alcalde-de donde se llevaron el televisor de la cafetería y forzaron varios despachos.

Varios vecinos de As Neves han vuelto a instar a Castro que tome medidas y han criticado que algún responsable del equipo de gobierno local les haya pedido que no comentasen estos robos con la prensa “porque da mala imagen”.

También te puede interesar