Vigo al día

“El Auditorio fue inaugurado por el alcalde por interés electoral y podría tener un agujero de entre 30 y 50 millones”

Eso ha afirmado, de manera rotunda, este martes, el concelleiro popular Roberto Relovapresidente de la Comisión de Investigación sobre el Mar de Vigo-. De acuerdo con los más de 1.000 folios de documentos que ha manejado dicha comisión- de la que no quisieron formar parte PSOE y BNG- y los testimonios de las personas que fueron citadas por la misma, “se han producido graves irregularidades administrativas” en la administración del mismo por parte del gobierno local.

Relova ha llegado más allá recalcando que dichas irregularidades podrían tener “consecuencias penales”, a la vista de la auditoría hecha sobre el Auditorio que señala, enfatizó el concelleiro, que el recinto “está al borde de la quiebra técnica y la suspensión de pagos”.

El concejal del PP, que estuvo acompañado por el portavoz municipal del grupo, Chema Figueroa, recordó que la comisión investigó lo que pasó en el Mar de Vigo desde 2008 y que en este tiempo lo que indican los datos es que el gobierno local “ni vigiló las obras, ni se preocupó de seguir las inversiones y gastos y tampoco se molestó en controlar la gestión cultural”, algo que, como consecuencia que la promotora a la que se le había concedido la gestión de los mismos “haya dejado un agujero de 300.000 €”.

A juicio del concelleiro popular, “se hizo la inauguración, porque era apremiante electoralmente”, y luego se siguió el lema “coge el dinero y corre”.

Por todo ello, estima, podría haber un desfase en el desarrollo del mismo de “entre 30 y 50 millones de euros”, que es con los que habría que satisfacer a la Unión Técnica de Empresas (UTE), que se ha hecho cargo del desarrollo del entorno, para recuperar la concesión.

Roberto Relova no ha dejado lugar a duda en su exposición y ha afirmado que tanto el interventor como el secretario del Concello presentaron distintos informes advirtiendo de la situación de la gestión del Auditorio, “que el alcalde conocía” y que habría ignorado saliendo al paso, “con declaraciones que no tenían nada que ver con la realidad”, cada vez que se presentaba un problema.

El concelleiro comentó varias anécdotas para ilustrar la “realidad” del Mar de Vigo, “la noche de la inauguración se inundaron las bañeras de las habitaciones del hotel” o “no hay regletas para los enchufes, hay que alquilar el wifi, los camerinos no disponen de sillas, mesas o percheros y la concha acústica debe de venir desde Marte, porque, ya en 2011 el alcalde afirmó que estaba de camino”.

En opinión de los populares, lo más grave, además de la gestión del  gobierno local “que ha demostrado que no tiene ni idea del contrato con la concesionaria”, es el intento de “engañar a los ciudadanos inaugurando un auditorio que, a día de hoy no solo no está terminado, sino que carece de cualquier tipo de programación cultural o congresual”.

 

También te puede interesar