RGPD - Cookies
Cultura

«Cuentos para no volverme cuerdo» cobran vida en su estreno pontevedrés

Fotografía: Jens Peter Jensen Silva / Velpister

Musicoplastidrama: dícese de la unión de varios aspectos artísticos que forman el todo. Por el momento no se localiza en el diccionario pero el artista Velpister (Jens Peter Jensen), será el artífice de plasmar al unísono el poder de la música, las artes plásticas y la dramaturgia. La cita será el viernes 25 de abril a las 21:00 horas en la Casa das Campás de la Universidad de Pontevedra.

Bajo el título EL NIÑO QUE APLAUDE EN SU ESCONDITE cuentos para no volverme cuerdo, Velpister nos dirige hacia una obra intimista y personal, un recorrido biográfico que descubre vivencias marcadas con las drogas, el sexo y la pasión por la música clásica. Desde un principio, aclara que se trata de una vida como la de cualquier otra persona, una empatía que se impregna con el público. “Perdí la vergüenza hace años y no me importa tratar asuntos como los desamores, el coqueteo con las drogas o el sexo, ¡sino de qué se trataba la época del instituto!”, manifiesta el artista.

Las obras pictóricas de su espectáculo radican en el estilo figurativo, sin embargo se considera principalmente expresionista. Para el estreno ha creado la mayor parte de sus proyectos plásticos. Es suya a mayores, la imagen del cartel promocional. En relación a la parte musical, sus composiciones se marcarán por la improvisación, exceptuando la pieza El primer beso, con la composición Comptine de Yann Tiersen, “soy de formación clásica, y a este autor en los conservatorios no lo quieren ni ver, pero su obra es maravillosa”. De procedencia barcelonesa, Velpister se traslada desde la infancia a Ourense, etapa en que brota su pasión por la música. Residiendo en diversos puntos de la geografía nacional, en el 2.006 representa su primer musicoplastidrama en el Teatro Principal ourensano.

Actualmente, se puede contemplar su obra a nivel pictórico, músico, dramatúrgico y visual, en sus respectivos espacios por la red. Tras convertirse en un artista multidisciplinar, cabe la duda de preguntarse si se le resiste algún sueño por cumplir, “me queda por hacer de todo pero principalmente poder vivir de esto”.

 

También te puede interesar