RGPD - Cookies
Cultura

Francisco, antes de ser Papa, trabajó como portero de discoteca

Puede que ahora lleve calcetines blancos, pero en sus tiempos mozos no dejaba pasar de la puerta a quien fuese con los pies ‘enyesados’. Y es que el Papa Francisco, cuando solo era el ‘cachas’ Jorge Bergoglio, fue portero de discoteca…y no de una cualquiera, sino de una de las de moda en Buenos Aires.

Así se lo ha confesado, durante una charla distendida, a un grupo de jóvenes de la parroquia de San Cirilo Alejandrino, un barrio obrero de Roma. Los chavales se han quedado pegados, aún más cuando el Papa les ha dicho que le gustó la experiencia y que, además de responsable de la seguridad del local, también ‘curró’ en una floristería y, después, en un laboratorio – esto ya tiene más sentido, porque además de cura, Bergoglio es técnico químico.

 

También te puede interesar