RGPD - Cookies
Video Vigo al día

A la alcaldesa de Sanxenxo solo le faltó la música para hacer ‘El Guardaespaldas’

Catalina González sale escoltada por la puerta de atrás del Concello de Sanxenxo

Catalina González se ha esforzado por superar el ridículo que hizo su colega de Ponteareas, Salvador González Solla, que hace una semana salió, con parte de su equipo de gobierno por una ventana del Concello. La alcaldesa de Sanxenxo optó por abandonar la casa consistorial por la puerta de atrás y rodeada de agentes de la Policía Local, que se protegían con cascos de motocicleta y escudos, imitando una dotación antidisturbios.

Afectados interior del Pleno

Algo más de hora y media antes, González había tenido que suspender el Pleno, convocado para las 8 y media de la tarde, después de que 40 afectados por la compra de Preferentes, los únicos a los que se permitió asistir a la sesión, impidiesen que la reunión de la Corporación siguiese adelante.

La portavoz de los Afcetados en el Pleno

Al principio de la misma, la alcaldesa dio la palabra a una portavoz de los ahorradores, que llevan casi tres meses encerrados en el Concello, quien mostró su protesta por el hecho de que se hubiese prohibido la entrada de decenas de vecinos e integrantes pertenecientes a las  plataformas de afectados de O Salnés, Pontevedra-Marín, O Rosal y Tui.

Una de las personas que se quedó sin entrar al Pleno

Además de ello achacó a Catalina González que, desde las 2 de la tarde, “no permitiese salir a nadie” de la casa consistorial y que, el acceso a la misma, para asistir al Pleno se controlase, desde media hora antes,  por parte de la Policía Local, “pidiendo el DNI en la puerta” lo que, a su juicio, argumento que fue compartido por los concejales del BNG, suponía una “criminalización” de aquellos que “solo vienen a pedir que les ayuden a recuperar lo que es suyo”.

La Policía Local pidiendo el DNI en la puerta principal del Concello

Tras leer una declaración, la portavoz pidió González que se sumase a las reivindicaciones de los afectados y que apoyase sus reivindicaciones de que se evite la quita, “que nos han dicho que será del 43% y a la que habrá que sumar la que aplicará el FROB, lo que supondrá que se nos deje sin más de la mitad de nuestros ahorros”.

Acto seguido intentó hacer uso de la palabra el portavoz del Bloque quien acusó a la alcaldesa de extralimitarse en sus funciones al pretender “hacer de este concello un estado policial colocando agentes detrás de nuestros escaños”. Sin embargo Catalina González negó el uso de la palabra a David Otero e intentó seguir con el orden del día de la sesión, llegando a votarse el primer punto del orden del día.

En ese momento, los afectados empezaron a gritar y a recriminar su actitud al equipo de Gobierno, advirtiendo que el Pleno no continuaría, instante en el que la alcaldesa dio por suspendido el mismo, saliendo del salón en medio de un pasillo, abierto entre los asistentes, por miembros de la Policía Local.

Fue, entonces, cuando arreciaron las protestas en ambas puertas del Concello, la principal, donde eran apoyados por los afectados que seguían con su encierro, y en la de atrás, donde hacían sonar bocinas y coreaban consignas como “’Catalina tienes que salir o, sino, te quedas a dormir!”. Así transcurrió más de hora y media hasta que, pasadas las 10 y cuarto de la noche, Catalina González salió por la parte de atrás, rodeada de miembros de la Guardia Civil, que llevaban su uniforme habitual, y agentes de la Policía Local, con escudos de plástico y cascos de moto.


 

También te puede interesar