Vigo al día

Los trabajadores del NGB abandonan el banquillo

Centenares de empleados se concentraron ante la entrada principal de Novagalicia Banco, en García Barbón

Alrededor de 1.000 empleados de Novagalicia Banco, se manifestaron este mediodía por el centro de Vigo en el acto central de la huelga convocada durante este miércoles para rechazar el plan de viabilidad propuesto por la entidad. La movilización se inició a las 12 en Urzáiz y recorrió las calles de la ciudad hasta la central de NGB en García Barbón. Durante el recorrido los concentrados corearon consignas como “¡somos trabajadores, no estafadores!” o”¡clientes y personal afectados por igual!”, además de hacer referencia a los ‘sobres’ de Bárcenas y a la Xunta, a la que acusaron de expoliar las cajas.

Piquetes en NGB esta madrugada

Los trabajadores de NGB, que empezaron las protestas a medianoche formando piquetes en la sede central de la entidad,  son los primeros que hacen huelga en la banca desde hace más de 20 años y ello es así porque, según los sindicatos convocantes de la protesta, los acuerdos alcanzados en las otras dos entidades, “no han cambiado nada en esta, nosotros no estamos negociando”.

Los clientes de Novagalica Banco se dieron cuenta esta misma mañana que no hay servicios mínimos, al no tratarse de una empresa de servicios esenciales y que, por ello, las oficinas estaban, en su mayoría cerradas, puesto que el paro a sido seguido, según los sindicatos convocantes, casi al 100%.

El ministro De Guindos estuvo en el pensamiento y la imaginación de algunos asistentes

Como explicaron los miembros del comité de empresa, el motivo del mismo es la oposición al expediente de regulación de empleo (ERE) que la entidad  ha propuesto y que abarcaría a 2.250 empleados de la misma. El comité de empresa se ha negado, no solo a admitirlo, sino  que ha rechazado la última oferta de la dirección de NGB: reducir los despidos a 2.000 e incrementar las indemnizaciones hasta 28 días por año trabajado, con un máximo de 18 meses, eso sí, planteando, al mismo tiempo, ampliar el horario comercial de algunas oficinas y no renovación de contratos temporales.

La contrapropuesta de los sindicatos es la de escalonar los despidos hasta 2018, abarcando todo el plazo, de 5 años, que concede la Unión Europea; salidas voluntarias de quienes lleven más de 20 años en el banco y superen los 55 años de edad,  reducción de los sueldos de los altos directivos hasta un máximo de 75.000 € y reducir los gastos de representación.

 

También te puede interesar