RGPD - Cookies
Destacados

Si no tienes dinero para pagar la universidad, pide un crédito al ICO

Eso es lo que dice el ministro de Educación, y no solo lo dice, sino que ha declarado que su ministerio “está en conversaciones muy avanzadas” con el Instituto de Crédito Oficial (ICO) para crear un “sistema de préstamos destinado a los estudiantes que no puedan pagar las tasas universitarias”. Esta es una de las alternativas que plantea José Ignacio Wert para quienes quieran seguir sus estudios superiores y no tengan cómo asumir sus costes, la otra es que el precio de la universidad aumente escalonadamente en función de la renta familiar.

Tras proponer esta solución a aquellas familias que no disponen de dinero para mandar a sus hijos a la universidad, el ministro, entrevistado en Radio Nacional de España (RNE), añadió, “yo creo que nadie debe quedarse fuera de la educación universitaria por razones económicas, pero eso tiene que hacerse compatible con el hecho de que la educación universitaria conlleva una inversión publica de más de 11 mil millones de euros en una situación fiscal como la que tenemos. Debemos de repensar toda su financiación»,

El ministro, que ha permitido que las comunidades autónomas puedan subir las tasas universitarias hasta un 66% (lo que significa, por ejemplo, que una materia que costaba 400€ pase a costar 664 €) ha mostrado su admiración por el sistema catalán, en el que el precio de las tasas ha subido teniendo en cuenta la renta de las familias de los estudiantes, aunque no dijo nada del sistema francés: el Gobierno galo, este y también el de Sarkozy, ideológicamente más cercano a Wert, destina, cada año, el más del 20% del presupuesto total del Estado y el 11% del PIB a la Educación, lo cual se ve reflejado en el excelente nivel académico que poseen escuelas y universidades públicas francesas, y el bajo costo de los estudios para los alumnos. El actual Gobierno ha recortado el gasto en educación un 21,9%  y esta tiene un peso de apenas un 2% en el Producto Interior Bruto español.

Pese a ello, el ministro también ha recalcado que, con la nueva ley que plantea para reformar el sistema educativo, “va a reforzarse  el derecho constitucional a que tiene cualquier español a ser escolarizado en castellano, aunque no ha hecho referencia alguna a que el nivel académico de Cataluña, Galicia y Euskadi está en os puestos más altos del Estado, justo donde se enseña en otro idioma, además del castellano.

Por supuesto, Wert tampoco se refirió a parámetros europeos de educación, como el  Young Education Attainment Level, uno de los indicadores europeos sobre educación que formó parte de los objetivos de la UE para 2010. Se trataba de superar el 85%, pero aunque casi ningún país lo consiguió, sólo Malta, Portugal e Islandia quedaron a más distancia que nosotros. Un problema añadido es que nuestro país tuvo la peor evolución de la década pasando del 66% al 61,2% y, menos aún, al hecho de que España tiene la mayor tasa de fracaso escolar de la Unión Europea y, desde este año las tasas universitarias, porcentualmente, más altas de Europa, sin olvidar el hecho de que, de acuerdo con los datos de la oficina estadística europea, Euroestat, el PIB per cápita en España cayó, este año, por debajo de la media europea, algo desconocido en la última década.

 

También te puede interesar