RGPD - Cookies
Destacados Internacional

Grecia, cada vez más cerca de volver al Dracma

Todo apunta a ello. Hace varios días lo indicaba el ministro de Finanzas alemán, quien aseguraba que no era posible retener a Gracia en el Euro si no quería quedarse, situación que vinculaba al cumplimiento de los acuerdos firmados por el gobierno heleno y la UE. El sábado apuntaba en la misma dirección el presidente del Banco de Irlanda, dejando claro que la salida de Grecia del Euro sería un contratiempo, pero no una tragedia, y este lunes ha sido el gobernador del Banco de Bélgica quien ha afirmado, en relación a esta posibilidad, que “es posible un divorcio amistoso”.

«Un divorcio nunca es algo bueno, puedes hacer las cosas de una manera amable, pero pueden llegar a ponerse feas y difíciles. Supongo que un divorcio amistoso, si alguna vez fuera necesario, sería posible, pero aún así lo lamentaría», ha declarado Luc Coene al ‘Financial Times’.

Coene admite que la hipotética salida de Grecia del euro implica el riesgo aún mayor de que esta fuera vista como un precedente y se disparasen las especulaciones respecto a nuevos países que podrían salir de la Eurozona, incrementando las tensiones financieras, “ese es el principal riesgo, todo lo demás puede gestionarse”, ha concluido el máximo responsable del sistema financiero belga.

 

También te puede interesar