RGPD - Cookies
Destacados

La presidenta argentina abandona la Cumbre de las Américas tras sacarse las Malvinas de la agenda

La presidenta de Argentina, Cristina Fernández de Kirchner, ha abandonado la Cumbre de las Américas en señal de protesta por la eliminación en la agenda de temas de la discusión de la soberanía de Argentina sobre las Islas Malvinas. La presidenta abandonó la reunión antes de que ésta terminara, por lo que su firma no estará en el documento final.

La Casa Rosada informa que la presidenta, cumplida la formalidad de la foto de familia, “concluyó en Cartagena su participación en la VI Cumbre de las Américas”, donde dio un discurso en el plenario y mantuvo reuniones bilaterales con Obama y jefes de Estado de Guatemala, Saint Vicent y Jamaica.

Cristina Fernández partió poco después del mediodía argentino de regreso a Buenos Aires. La mandataria dejo  Cartagena a las 10.50 hora local (12.50 de la Argentina) y el avión que la traslada tiene previsto arribar a Buenos Aires alrededor de las 18. Durante el plenario de ayer, la Mandataria había pronunciado un discurso en el que agradeció el respaldo y la solidaridad de más de 30 países a la causa Malvinas, y a los reclamos argentinos para hacer cumplir las resoluciones de las Naciones Unidas, para que Gran Bretaña acepte sentarse a dialogar sobre este tema; al tiempo que señaló que debería ser la última reunión sin la presencia de Cuba. Se refirió, también, a la unidad del Caribe y Centroamérica y destacó el papel de la CELAC, entre los puntos más salientes de su mensaje.

Mantuvo por la tarde una reunión bilateral con el presidente de EE.UU., Barack Obama, en la que acordaron mantener el camino de diálogo y amistad. A continuación tuvo otros cuatro encuentros: con el mandatario de Guatemala, Otto Pérez Molina, a quien la Presidenta felicitó por el planteo expuesto sobre el tema narcotráfico «por la valentía y su punto de vista racional sobre la cuestión», con los primeros ministros de Saint Vicent y Granadina, Ralph Gonsalves, y de Jamaica, Portia Simpson Miller, y con el congresista norteamericano Elliot Engel.

 

 

También te puede interesar