Vigo al día

El PP advierte que Caballero no paralizará el hospital y el alcalde responde que no pondrá un euro

Alcaldes y responsables políticos de trece concellos del área metropolitana de Vigo y del área sanitaria viguesa, gobernados por el Partido Popular comparecieron esta mañana ante las obras del nuevo hospital, para demandar al alcalde que “colabore” en la ejecución de esta infraestructura y “que no la boicotee”.

El diputado del PP y portavoz de Sanidad del grupo parlamentario popular, Miguel Santalices, afirmó ante los trabajos del nuevo edificio, actualmente en avanzado estado de ejecución, que esta infraestructura resulta “imprescindible” para la atención sanitaria de la población del sur de la provincia de Pontevedra.

Santalices lamentó la actitud de Abel Caballero, “que se niega a cumplir el convenio por el que el Concello vigués debe garantizar los servicios básicos del nuevo complejo sanitario: agua, luz y gas, fundamentalmente” y, tras recordar que la empresa encargada de los trabajos teme que si estas acometidas no se ejecutan en un tiempo breve, el hospital pueda llegar a  paralizarse, advirtió que la Xunta “no consentirá esta situación por más tiempo”.

“Ruego al alcalde vigués que deponga su actitud hostil hacia este equipamiento básico” ,precisó Santalices, un argumento en el que insistió, de manera más vehemente, el presidente del PP local, “nadie entendería que una obra de esta importancia se pudiera retrasar por la falta de colaboración de un regidor local. José Manuel Figueroa hizo una seria advertencia al alcalde, “ya basta, no vamos a permitirle que boicotee la que posiblemente sea la infraestructura más importante que está haciéndose en estos momentos en la ciudad”, recalcó.

Respuesta fulminante de Caballero

Mientras eso sucedía, Abel Caballero, reiteraba, en otro punto de la ciudad, que no cumplirá el convenio que firmó su predecesora, Corina Porro, con las conselleiras socialistas María José Caride y Pilar Rubio, en 2006 y, de acuerdo con el cual, el Concello tiene que pagar las acometidas de luz, abastecimiento y saneamiento, jamás daré recursos a un hospital privado“.

El alcalde ha repetido que Vigo “quiere un hospital público como tiene A Coruña, Santiago, Lugo, Ourense o Pontevedra y que por mucho que vaya el PP a visitar las obras, lo que se está haciendo en Vigo es un hospital privado. Caballero reiteró que la calidad de la sanidad a la que tendrán acceso los vigueses “será peor con el hospital privado que está construyendo Feijóo” e  incidió en que el convenio de 2006 fue “una estafa a los vigueses” ya que, aseguró, se suscribió sin los correspondientes informes económicos por parte del Concello, algo de lo que acusó a Corina Porro que dijo sí “a que los vecinos de Vigo paguen aquello que tiene que pagar la Xunta”.

 

También te puede interesar