RGPD - Cookies
Vigo al día

Asperga celebró en Vigo el Día Internacional del Asperger

El acto, celebrado en el antiguo Rectorado,  comenzó con la intervención de dos niños de la asociación que explicaron como les gustaría ser tratados por los demás. Kevin y Iago dieron algunas pistas sobre el síndrome, pidieron un esfuerzo a la gente “normal” para que les aceptasen como son, sin intentar cambiarles. Además, también señalaron que “ni mi familia ni yo tenemos la culpa de lo que me pasa”.

A continuación, la doctora Belén Martínez, psiquiatra de la unidad de Psiquiatría Infanto-Juvenil del Hospital Nicolás Peña relató las características que presentan las personas con Síndrome de Asperger. Patrones repetitivos de conducta, intereses concretos o dificultad en las relaciones sociales pueden ser señales de un posible caso de Asperger. La psiquiatra dio importancia al diagnóstico de las personas, ya que saber que padeces el síndrome no es solo una etiqueta, sino que también supone una ayuda para entender mejor a la persona y ayudarle a encajar mejor en la sociedad.

María Pacín, psicóloga del gabinete LITUS habló de cómo mejorar la calidad de vida de los niños a través de la terapia con la familia y los centros educativos. Pacín explicó la importancia de dar apoyo tanto a los padres como a los hermanos. Además, señaló la importancia de que los centros educativos se esfuercen por integrar a estos niños. Esto debe conseguirse a través de la formación del profesorado y el esfuerzo de la comunidad escolar por entenderlos. La psicóloga anunció también la intención de crear un protocolo de actuación escolar en caso de Síndrome de Asperger, que será presentado en la Consellería de Educación en forma de decálogo.

La jornada terminó con la intervención de María do Carme Lores, directiva de Asperga que hizo un repaso por la historia de la asociación surgida en el 2006. Desde entonces, los socios se marcaron como objetivo dar a conocer este trastorno entre la comunidad para mejorar la calidad de vida y la integración de las personas con Síndrome de Asperger. En la asociación también se promueve la interrelación entre las familias, lo que facilita el intercambio de ideas y el apoyo. Entre las actividades que lleva a cabo la asociación destaca la organización de excursiones y otras actividades lúdicas. Y no solo para los niños, también se organizan salidas nocturnas para personas con más de 18 años, “porque en estos casos hay que aprenderlo todo”, tal y como explica Lores. La directiva explicó la necesidad de que se realice un protocolo de actuación claro en casos de niños con Asperger. En ese sentido, se pidió a la Consellería de Educación que trabaje en este sentido.

Día Internacional del Síndrome de Asperger

Hans Asperger fue el psiquiatra que configuró la sintomatología del síndrome que lleva su nombre. Con motivo del aniversario de su nacimiento el 18 de febrero se celebra el Día Internacional del Asperger.

En la Segunda Guerra Mundial, el psiquiatra recogió en su clínica a varios niños y adultos que tenían ciertas características comunes: eran personas inteligentes, tenían buena memoria, eran muy inocentes, tenían obsesiones, su desarrollo físico era lento o escaso y se convertían en expertos sobre un tema determinado.

El médico fue estudiando su comportamiento para poder definir el síndrome. Gracias a la necesidad de tener un elevado número de sujetos para poder realizar este estudio, muchos de estos niños fueron salvados de morir a manos de las SS, pues el psiquiatra no diferenció si eran judíos o no. Pero el trabajo de Hans Asperger estuvo, durante mucho tiempo, en la sombra hasta que Lorna Wing, al realizar una investigación sobre el autismo, lo recobró y, posteriormente, lo dio a conocer.

Se trata de un síndrome que afecta a un gran número de personas, sobre todo hombres. Son personas con una gran inteligencia pero con enormes dificultades para relacionarse en la sociedad.

Como reconocimiento a la labor del psiquiatra, se acordó en el año 2006, que el día de su nacimiento fuera recordado como el «Día Internacional del Síndrome de Asperger». Desde entonces, en todo el mundo, las diversas asociaciones que trabajan para conocer el síndrome e intentan que sus afectados puedan llevar una vida digna, realizan actos diversos para conmemorar la fecha.

El síndrome de Asperger es considerado, dentro del espectro autista -pues comparten con estos niños la escasa capacidad para relacionarse- un trastorno generalizado del desarrollo o TGD. Por alguna reacción distinta ante diversos estímulos y localizada en el cerebro, estos sujetos tienen problemas para reconocer en sí mismos sus sentimientos y necesidades y para tener empatía.

Son personas que intentan imitar el comportamiento ajeno para sentirse integradas y sufren porque se culpan de todo lo que les ocurre. No tienen buena disposición física, aunque sí un vocabulario excelente pero entienden todo lo que se les dice literalmente. Usan las rutinas para sentirse seguros y cómodos en el día a día y, si alguna de estas rutinas se salta, pueden alterarse mucho.

 

También te puede interesar