RGPD - Cookies
Destacados Nacional

Un año después de que los controladores dejarán en tierra a 600.000 viajeros, ninguna indemnización

Viajeros esperando en el aeropuerto vigués de Peinador

Cuando sean entre las 17  y lasd 19 horas de esta tarde se cumplirá un año exacto del cierre del espacio aéreo provocado por el abandono masivo de los controladores de sus puestos de trabajo.

Esta acción, supuestamente premeditada y sin precedentes en la historia de la aviación civil española, hizo que unos 600.000 viajeros se quedaran en tierra en todos los aeropuertos españoles a puertas del Puente de la Constitución, así como en otros extranjeros conectados con vuelos durante los días 3 y 4 de diciembre de 2010.
 
Pues un año después de ese caos aéreo que truncó el desplazamiento por aire de esas 600.000 personas, todavía no se ha materializado ni una sóla indemnización a los afectados por las daños morales y económicos causados. De hecho, hoy es el último día que se puede denunciar por lo ocurrido hace exactamente 365 días.
El caos aéreo sufrido el 3 de diciembre de hace un año obligó al Gobierno a que decretara por primera vez en la historia de la democracia el estado de alarma, así como la militarización  de las torres de control de todos los aeropuertos españoles con lo que se pudo restablecer el tráfico por el aire a las 24 horas, aunque no con total normalidad.
Los controladores decidieron plantarse al conocer que el ministro de Fomento, José Blanco, iba a anunciar una serie de medidas con las que no estaban de acuerdo, se iba a otorgar la potestad a AENA para acomodar a las necesidades del servicio los períodos de disfrute de permisos y vacaciones de los controladores.

También te puede interesar