Vigo al día

Diana Gomes acabará su actuación en el Festival Aéreo de Vigo haciendo su firma sobre Samil

A.ALBALADEJO/ Mide apenas un metro cincuenta y no debe de pesar mucho más de 40 kilos, es Diana Gomes, la piloto acrobática más joven de Europa y, sin duda, la estrella del Festival Aéreo de Vigo, “uno de los más importantes del mundo”. Diana, de 27 años, piloto de vuelos comerciales, “desde los 21 estoy al mando de aviones Airbus 320 con capacidad para 165 pasajeros”, se estrena en la ciudad viguesa como piloto de acrobacias.

“Es una cita muy exigente, un referente mundial y por ello llevo preparando esta participación desde octubre del año pasado”, comenta en un más que correcto castellano en el que se deja notar un deje lisboeta. Para cada acrobacia, recalca, “repito la maniobra no menos de 50 veces, hasta que casi puedo hacerla con los ojos cerrados”, bromea. Está tranquila e ilusionada “he dormido del tirón, he desayunado muy bien, porque la alimentación es esencial, estoy muy concentrada y, la verdad, nada nerviosa”, sonríe…”la adrenalina…¿se dice adrenalina?… aparece cuando aterrizas, ahí sí que la notas, antes del vuelo y ciando estás en el aire, no hay nervios…sí la tensión normal de querer hacerlo bien”.

El paso del pilotaje comercial al vuelo acrobático, afirma, fue algo lógico, la aviación es una pasión”, ríe, aunque reconoce que es una afición “muy, muy costosa”. Curiosamente, el avión no es lo más prohibitivo “su precio es el de un coche de un buen coche…es el mantenimiento y el combustible…cada litro de combustible cuesta 12 € y gasto 1 litro por minuto, ¡ufff! eso sí que da gasto, subraya.

Sobre su actuación de este domingo, repite que está muy bien preparada, y que ya ha tenido la oportunidad de volar sobre la zona donde hará la exhibición, “aunque sobrevuelo muchas veces Vigo a 39.000 pies de altura (risas)”. Este sábado por la tarde hará un nuevo entrenamiento para probar las maniobras “ a 330 kilómetros hora y soportando más de 6 G de tensión”. Diana está más segura haciendo exhibiciones individuales, “si algo alguna conjunta es con mi marido, la única persona de la que me fío en el aire, que es piloto de la TAP”, bromea. Eso sí, promete que las piruetas que realizará sobre Samil “no se han visto antes”. Ello es porque su entrenador es norteamericano y muchas de las maniobras no son conocidas en Europa. Le pedimos que nos desvele alguna de ellas…se lo piensa, sonríe y nos dice “acabaré mi actuación haciendo mi firma en el aire rematada con un corazón…es algo que los espectadores no creo que hayan disfrutado…¿lo digo bien?…antes”.

 

 

También te puede interesar