RGPD - Cookies
Sucesos Vigo al día

La carta de José Mª Castellano a los vecinos de Navia que resultó ser falsa

Desde luego hay bromas de mal gusto, pero lo que más nos sorprende es que haya gente que pierda su tiempo en historias como la que te contamos a continuación. Hace unos días los vecinos del barrio de Navia recibieron en sus buzones una carta del mismísimo nuevo presidente ejecutivo de Novacaixagalicia (NCG), José María Castellano, avanzando una serie de medidas para los clientes de la entidad.

Para asombro de los lectores de esas cartas, las medidas eran totalmente negativas para los clientes de NCG. Tras el susto de algunos, todo quedó en una broma. Entre los vecinos ya se conoce la acción como «el falso corralito de NCG en el PAU de Navia».

Pese a que la carta de principio a fin ya apuntaba sospechas -había faltas de ortgorafías- no sabemos hasta que punto habrá preocupado a los residentes de esta zona de la ciudad viguesa y en qué medida puede haber afectado a NCG, ya que lo que explicaba la carta era para ir corriendo a darse de baja de todo con la sucursal.

La misiva firmada por el usurpador de José María Castellanos estaba fechas en A Coruña la semana pasada y anunciaba una subida de los tipos de interés del 0,3% en hipotecas y préstamos después del 1 de septiembre y otra subida del 0,3% en las operaciones de tarjetas bancarias, así como a través de la banca electrónica.

También se limitaba desde esta misma semana las retiradas en efectivo de los cajeros automáticos a tan sólo 100 euros.

Todas estas medidas las justificaba el falso José María Castellano por el proceso de fusión de las dos cajas gallegas, pero, sobre todo, para que los clientes ayudasen a la nueva entidad a seguir manteniendo la solvencia.

Algunos de los vecinos que recibieron estas cartas supuestamente de NCG se han puesto ya en contacto con la entidad que les confirmó que todo era falso. De hecho, en la propia NCG ya se dio aviso de este incidente que, al parecer, se ha limitado a Navia.

Desde Vigoalminuto queda dicho, por si el graciosillo de la falsificación repite la jugada.

También te puede interesar