RGPD - Cookies
Cultura Galicia

Pasamos de la dieta mediterránea

Fue declarada Patrimonio Cultural Inmaterial por la Unesco hace apenas unos meses, pero los españoles poco hacemos por conservar una dieta muy característica del país y sinónimo de saludable. Sin embargo, desde hace un tiempo tendemos a comer de forma desequilibrada, aunque no por comer demasiado. Según un estudio de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición, cada español toma una media diaria de 2.482 calorías, por debajo del límite recomendado, que oscila entre las 2.550 y las 2.600. El problema viene porque el 40% de lo que comemos son grasas y sólo un 41% hidratos de carbono. La consecuencia directa: dos de cada 10 españoles está a dieta.

 Lo ‘verde’ parece ser una de nuestras asignaturas pendientes, ya que sólo el 43% de la población reconoce consumir hortalizas todos los días y toma menos de tres piezas de fruta al día, lo mínimo recomendado por los expertos. Tampoco consumimos la cantidad de cereales adecuada, ni de legumbres, frutos secos y aceite de oliva. Y, por supuesto, casi la mitad no hace ningún tipo de ejercicio ni camina más de media hora al día. En cuanto a los líquidos, apenas consumimos cinco vasos de agua al día, dos litros en total si se incluye la procedente de fruta, café, leche, infusiones…

También te puede interesar