RGPD - Cookies
Galicia

Así no hay quien llegue a los 3 millones

El ‘baby boom’ que se está viviendo últimamente no sirve de nada si las funerarias hacen su agosto. El año pasado en Galicia fallecieron 7.580 personas más de las que nacieron, por lo que el crecimiento vegetativo de la población gallega es uno de los más negativos de los últimos años, según datos del Instituto Nacional de Estadística. Y esto la convierte en la comunidad con más pérdida de población, seguida de Castilla y León y Asturias.

El noroeste peninsular cae en picado, en el caso de Galicia por culpa de las 11 defunciones por cada 1.000 habitantes, una de las más altas del estado. A eso se le suma la baja tasa de natalidad, con 8,3 bebés por cada mil gallegos. Así, si el año pasado nacieron 22.64 nuevos niños, murieron 30.226 personas.

También te puede interesar