RGPD - Cookies
Galicia Vigo al día

La fusión costará 1.162 millones de euros, 300 oficinas y 1.200 prejubilaciones

La unión necesitará una reordenación de la red comercial de unas 300 oficinas, 200 de ellas en Galicia y de centros regionales de apoyo, de lo que se derivaría un excedente de plantilla de unos 1.200 empleados, que se resolvería íntegramente a través de la fórmula de las prejubilaciones.

Méndez y Gayoso/Tresyuno ComunicaciónLos consejos de administración de Caixa Galicia y Caixanova aprobaron a mediodía de hoy el documento inicial del plan de integración de ambas entidades, que prevé originar una de las diez mayores entidades financieras de España. Las cajas gallegas remitieron la documentación al Banco de España y a la comisión del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), al que solicitan unos 1.162 millones de euros.

Las proyecciones incluyen un plan de desinversión que significará reducir en alrededor de 8.000 millones de euros la cifra inicial de APR, obteniendo con ello al mismo tiempo una aportación de liquidez de similar cuantía, que servirá para reducir en un 62% las necesidades de renovación de las emisiones mayoristas actualmente en vigor.

 Aún después de las desinversiones previstas, la nueva caja lideraría el mercado financiero gallego, consolidándose como la quinta caja de ahorros española y uno de los 10 primeros grupos financieros a nivel nacional, que manejará un volumen de negocio (depósitos + créditos de clientes) superior a los 90.000 millones de euros.

El plan prevé la obtención de resultados positivos en todo el período proyectado (2010 – 2015), en medida suficiente para afrontar la devolución del FROB, continuar reforzando la solvencia de la entidad, la cobertura de la morosidad con fondos para insolvencias, que se mantendrá por encima del 55% y preservar la intensidad de su compromiso con el entorno a través de la inversión social, garantizando así la vinculación territorial de la nueva caja con sus mercados de origen.

 Sin perjuicio de las medidas que finalmente se contemplen de cara a materializar el plan de desinversiones previsto, la citada reestructuración se basa en una reordenación de la red comercial de unas 300 oficinas, motivada por el solapamiento de las originarias de ambas cajas, de las cuales menos de 200 corresponderían a Galicia, y la paralela racionalización de sus respectivos servicios centrales y de apoyo, de lo que se derivaría un excedente de plantilla de unos 1.200 empleados, que se resolvería íntegramente a través de la fórmula de las prejubilaciones.

También te puede interesar