Vigo al día

El Concello conocía la situación del Hospital de la Cruz Roja en diciembre y no hizo nada hasta febrero

CartaEl 16 de abril, cuando el alcalde recibió en su despacho a la presidenta de Cruz Roja Galicia, Carmen Colmeiro Laforet, en el Concello ya se había recibido la carta de la conselleira de Sanidade en la que detallaba que su departamento había incrementado las partidas presupuestarias para el Hospital que la ONG tiene en Vigo. Concretamente este aumentó un 23,9% entre 2005 y 2009, durante la gestión de su antecesora, María José Rubio, incrementándose ese año un 15,09% con respecto al anterior y habiéndose negociado una cláusula adicional “con una ampliación de inversión de 250.000 €” con los que se pagaría el déficit del centro, llegando a una aportación de 1.900.000 € , ya durante el mandato del actual ejecutivo gallego.

Según consta en documentos a los que ha tenido acceso vigoalminuto, a finales de 2009 la dirección de la Cruz Roja denunció el concierto que tenía con el gobierno gallego y el día 2 de febrero de 2010 presentó ante la Consellería de Traballo un expediente de Regulación de Empleo (ERE). Estas circunstancias, así como los datos, cantidades invertidas por Sanidade, tanto durante el gobierno Touriño como por el actual, la intención de la Cruz Roja de renunciar a la aportación del SERGAS y cerrar el hospital, eran conocidas por el Concello en diciembre del año pasado.

Pese a ello y que el Concello es titular, tanto el solar como el edificio en el que está, no sólo no ha contribuido en modo alguno a la supervivencia del mismo, sino que la primera gestión que hace el gobierno local para intentar evitar el cierre es de finales de febrero, mediante una carta que el alcalde envía al presidente de la Xunta. Antes, el día 2 de ese mes, los 70 trabajadores del centro se habían concentrado ante el Hospital, como hicieron 6 días después; el día 12 se trasladan a 18 enfermos del mismo a otros hospitales, algunos fuera de Galicia; el 2 de marzo el Comité de Empresa denuncia que Cruz Roja quiere cerrar el hospital para especular; 15 días más tarde se manifiestan ante la sede de la presidencia de la ONG, curiosamente en A Coruña; el día 31, tras una manifestación de 20 empleados de la clínica delante del Concello, el alcalde se compromete a mediar entre la Xunta y la ONG y el 5 de abril remite una segunda carta, esta vez a la conselleira Farjas, en la que se interesa por la situación del hospital.

A todo ello hay que añadir que el ERE fue presentado el día 2 de febrero de este año y que el concierto entre el SERGAS y la Xunta de Galicia tiene vigencia hasta el 31 de diciembre de 2010.

También te puede interesar