RGPD - Cookies
Cultura

1.200 capones despertarán el deseo de 20.000 ojos en la Feira de Vilalba

Las aves, que pesan entre 4 kilos y 5 kilos y medio se venderán a 180 € la pareja y, en la mayoría de los casos, acabrán en mesas de Madrid, Barcelona, Sevilla o serán trinchados en Berlín, Zurich o Londres.

capónLos 1.860 capones que se cebaron este año en Vilalba tienen las horas contadas. Bueno, realmente 1.200, porque 456 ya están vendidos y los otros 4 están camino,(de cuerpo presente, en paz descansen) de Madrid: dos llegarán al Arzobispado de la capital, como regalo para el cardenal Rouco Varela, y otros dos a casa de Manuel Fraga, ambos vilalbeses distinguidos. Por el resto podrán pujar las más de 10.000 personas que se esperan mañana el la capital de A Terra Cha aunque, por ser domingo, la feria comenzará un poco más tarde, a las 10 h., con los puestos ya montados en la Plaza de la Constitución

Los capones, que eran moneda de pago de los alquileres (en Mourence un buen hombre aún paga con ellos el pazo en el que vive), se engordan, con el mismo procedimiento desde hace siglos: los ganaderos los compran cuando salen del cascarón, los alimentan, al llegar al mes de vida los castran, lo cual los deja dóciles y facilita el engorde, y luego los ceban durante ocho meses. Los últimos días de su vida, que transcurre al aire libre, los pasan viviendo como sátrapas comiendo maíz, trigo y cachelos a discreción.

La aves que se ponen a la venta pesan entre 4 kilos y 5 kilos y medio, cada una, y alcanzarán un precio medio de 180 € la pareja, lo cual no es moco de pavo para los criadores, o mejor criadoras, ya que de los 66 que estarán en la feria este año, 52 son mujeres. Eso sí, muy pocos acabarán en estómagos gallegos: la mayoría se servirán en Barcelona o Sevilla y a alguno lo trincharán en Berlín, Londres o Zurich.

Claro que su gremio no es como el de los toros, aquí no hay indulto que valga y ninguno enseñará la patita por debajo de la puerta del próximo año.

También te puede interesar