Comarcas Vigo al minuto

Desgobierno de coalición en Redondela

El personal de confianza, la alcaldesa y a los concejales, sin sueldo

O xulgado declara nula e revoca a contratación da persoa de confianza do BNG de Redondela

La crisis del Gobierno municipal de Redondela se agrava. El Pleno de este jueves puso en evidencia la desunión entre el Partido Socialista, de la alcaldesa, Digna Rivas, y su socio de AER.

El único concejal de la Agrupación de Electores, Roberto Villar, responsable de Infraestruturas e Mobilidade, votó junto con los 10 concejales del PP, en contra de la propuesta de retribuciones al personal eventual -lo que deja a la alcaldesa sin secretaria, coordinadora del gobierno y responsable de prensa y al BNG sin la persona de apoyo del grupo municipal-; también rechazó, junto con los populares, el nombramiento de representantes de Redondela en órganos colegiados, como la Mancomunidade de Vigo. Además, el Pleno rechazó la propuesta de retribuciones para la alcaldesa y los concejales -del Gobierno y de la oposición- que seguirán sin cobrar.

Al mismo tiempo, Villar criticó con aspereza al BNG, a quien acusó de preferir “la comodidad de la oposición a la responsabilidad de entrar en el Gobierno”, calificando la actitud de los nacionalistas de completamente irresponsable. El concejal de AER se preguntó “¿a qué juega el Bloque?” y recordó que su candidato, Xoán Carlos González, basó la campaña en crear un gobierno de izquierdas fuerte en Redondela “para luego quedarse fuera”. “Parece que el único objetivo del BNG es destruir a AER”, clamó Villar.

‘Acuerdo antidemocrático’

La postura de AER se fundamentó en lo que calificó de “acuerdo antidemocrático” entre BNG y PSOE para impedir que el Partido Popular- que ganó las pasadas Elecciones Municipales, obtuvo 10 concejales y se quedó a un puñado de votos de la mayoría absoluta- represente a Redondela en entidades supramunicipales.

“El Bloque exigió que el PP no estuviese en la Mancomunidade de Vigo, un órgano estéril que ningún vecino de Redondela sabe qué es, y AER no está de acuerdo”, apuntó Roberto Villar. Eso, adelantó, hará que no haya personal de confianza y si es necesario, que no se aprueben los sueldos de los concejales. Dicho y hecho.

Desencuentro PSOE-BNG

Desde ese momento, aumentó el cruce de reproches con el nacionalista Xoán Carlos González, quien aseguró que AER entró en el Gobierno de Digna Rivas a cambio de una dedicación exclusiva de 30.000 euros para Roberto Villar. Apuntó que los tres concejales nacionalistas apoyaron la investidura de la alcaldesa, a pesar de la coalición con la Agrupación de Electores, “y no nos metimos en si la persona que creó un problema grave en el saneamiento [en referencia a Villar] sigue en esa responsabilidad [Concellería de Infraestruturas e Mobilidade]”.

Por último, señaló a Digna Rivas que no estaba cumpliendo el pacto de investidura al que llegó con el Bloque -que el representante de AER calificó de oculto- y advirtió de que si hay acuerdos con el BNG que no se respetan “nos reservamos el derecho de renegociar”.

Despedida de María Castro…

La imagen del desmembramiento del Gobierno redondelano se completó con la despedida de la que fue ‘mano derecha’ de Digna Rivas en el anterior mandato, portavoz, concejala de Hacienda, Vivienda, Empleo y Urbanismo, María Castro.

Castro dejó la Corporación agradecida a sus anteriores compañeros y compañeras de Gobierno y a un incontable número de personas, a las que citó por su nombre… sin referirse a la alcaldesa o mirar para ella. Ni cuando Digna Rivas le agradeció su trabajo, “aunque creas que no”, o comentó que esperaba que hubiese una conversación entre ambas.

María Castro presentó su renuncia 10 días después de constituida la nueva Corporación por «discrepancias irreconciliables» con Rivas, lamentando que las decisiones en el Gobierno de Redondela ya no se acordaban en grupo, sino que las tomaba la alcaldesa.

…y de María José Barciela

El contrapunto de realidad lo puso la popular María José Barciela quien, tras 12 años en el Concello dejó el Concello por motivos familiares. Barciela, integrante de la Corporación desde 2011, donde ejerció los cargos de concejala de Parques y Jardines,  Limpieza Viaria o teniente de alcalde, fue la primera mujer concelleira de Vías y Obras y, también, la primera responsable de Proyectos del concello redondelano -a ella se deben la creación del Paseo del Río Maceiras; la apertura al público, con un sendero, de la Freixa de Reboreda o la renovación integral de los parques infantiles municipales- pidió a los responsables del Gobierno local que cumplan con su responsabilidad.

La popular aseguró que nunca había visto tan mal la situación en el Ayuntamiento, recordó que los concejales están para trabajar por las vecinas y vecinos y exigió a los grupos que eligieron a la alcaldesa que hagan su trabajo. “¡Tomade as riendas do Concello!”, concluyó.

También te puede interesar