RGPD - Cookies
Destacados Vigo al minuto

El PP de Vigo exige información sobre las miles de alegaciones al PXOM

Recuerda que han pasado 6 meses desde que finalizó el plazo de exposición pública

El PP de Vigo exige información sobre las miles de alegaciones al PXOM

Recuerda que han pasado 6 meses desde que finalizó el plazo de exposición pública

El Grupo municipal del PP de Vigo ha exigido hoy al Gobierno local información sobre las «miles de alegaciones« de los vigueses al Plan Xeral de Ordenación Municipal (PXOM) y sobre el estado actual de los trabajos del nuevo planeamiento, seis meses después de finalizar el plazo de exposición pública.

«Opacidad»

En este sentido, el portavoz popular, Alfonso Marnotes, ha denunciado una vez más la “total opacidad” que desde el minuto uno ha rodeado a la tramitación del documento, “elaborado en secreto, a puerta cerrada y limitando el acceso de los ciudadanos a la información”.

Siete meses para la aprobación inicial

Al hilo, el edil popular ha recordado que quedan apenas siete meses para la aprobación provisional del plan urbanístico que deberá llevarse a pleno el próximo mes de febrero. “El tiempo se agota y no sabemos nada”, ha apuntado Marnotes, en clara referencia a que están a punto de cumplirse los tres años y medio que tenía de margen el Concello tras la aprobación en agosto de 2019 de la ordenación provisional.

Más problemas que soluciones

En su opinión, la propuesta de ordenación urbanística del equipo de Caballero “crea más problemas que soluciones”, a la vista del documento actual y teniendo en cuenta la “ingente cantidad de alegaciones recibidas”. Así, ha dicho que “ni habrá más suelo industrial, ni más vivienda protegida, ni más zonas verdes, ni más dotaciones”. Por tanto, ha emplazado al Gobierno vigués a incorporar las modificaciones precisas y, en la medida que sea técnicamente viable, atender a las correcciones que le están solicitando los ciudadanos. 

Copia de otras ciudades

Más al detalle, Marnotes ha incidido en que parte del PXOM es una copia de documentos urbanísticos de otras ciudades, y que intentaron ocultarse  varios  “pelotazos” como es el caso de Samil o la recalificación de una zona verde de la Florida donde se prevé edificar.  

“En la práctica se eliminan casi por completo las áreas industriales, que pasan a ser suelo comercial, recalificación que se aplica también a la parte de los astilleros que no están en terreno portuario”, ha especificado, para cifrar en más de 11 millones los metros cuadrados que se crean de suelo agrícola.

Más de 2.000 viviendas unifamiliares pasan a estar en suelo rústico

Asimismo, se ha referido a que hay equipamientos y dotaciones urbanas en un total de155 ámbitos que están condicionados a la aprobación de un PERI o un Plan Parcial y que “atrapan a miles y miles de propietarios en un acuerdo posterior de negociación”. Zonas que además, ha llamado la atención Marnotes, concentran la totalidad de la vivienda protegida, por lo que “no habrá vivienda nueva, de ningún tipo”, ha dicho.

En esta misma dirección, ha advertido que unas 2.000 viviendas unifamiliares construidas a día de hoy en suelo urbano cambian su tipificación a rústico, “dificultando cualquier previsión de reforma o ampliación y hundiendo su valor”, y ha agregado que “muchas de ellas serán expropiadas para construir nuevos viales”.

A su juicio, el documento urbanístico es un “auténtico despropósito”, pues  “no respeta el instrumento de ordenación provisional que se aprobó hace poco más de dos años y, además, prohíbe construir en zonas en las que hasta ahora sí era posible”.

Vial de Beade

En este punto, el portavoz municipal ha vuelto a reclamar al Gobierno de Caballero que diga de una vez por todas qué va a pasar con el vial de Beade, tras el sonado y rotundo rechazo de los vecinos de la zona. “Un trazado innecesario”, según ha dicho, que “ni tiene financiación, ni el respaldo de los vigueses”, por lo que ha pedido excluirlo del plan definitivo.

También te puede interesar