RGPD - Cookies
Nacional

Ascensión Mendieta, de 91 años, ha podido enterrar, por fin, a su padre, Timoteo, fusilado por los golpistas de Franco en 1939

Ascensión Mendieta, de 91 años, por fin ha podido enterrar a su padre, Timoteo, fusilado por las tropas golpistas de Franco en 1939. Ascensión es la única de los 7 hijos de Mendieta, un sindicalista de Sacedón, que sigue viva y que ha asistido al entierro de su padre, en el cementerio civil de la Almudena, este domingo, tras interminables años de búsqueda de sus restos.

El cuerpo de Timoteo Mendieta fue exhumado por la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica el pasado 31 de mayo por orden de la Justicia de Argentina, que instruye la única causa en el mundo que investiga los crímenes del franquismo.

“Me pregunto que qué pinto yo aquí con tantos años que tengo y todo lo que llevo en mis espaldas. Yo ya solo quiero que lo encuentren, por favor», comentaba Ascensión hace unios días. La anciana ha declarado a Público “quiero que me entierren con él. He pasado toda mi vida sin padre por culpa de unos desalmados. Ahora quiero descansar con él el resto del tiempo».

También te puede interesar