RGPD - Cookies

Los incendios empiezan a dar tregua en Galicia

Incendo15

El fuego comienza a dar tregua en Galicia. A pesar de que aún quedan tres incendios activos, uno de ellos con nivel 2 de alerta a modo preventivo, cuatro fuegos permanecen controlados y se han extinguido otros cuatro en las últimas horas.

Además, cuatro de los cinco operarios heridos leves en diferentes incendios de la provincia de Ourense ya fueron dados de alta, mientras que otro permanece aún en observación.

Incendios activos

En este momento permanece activo el incendio forestal en Pobra de Trives, donde tuvieron que ser evacuados ayer dos operarios, uno por inhalación de humo y otro por un golpe en una rodilla a causa de un accidente mientras conducía una motobomba. Ambos fueron trasladados al hospital de O Barco de Valdeorras y ambos dados de alta.

Incendio6En este fuego permanece decretada la situación 2 de alarma como medida preventiva dada la proximidad del incendio al núcleo de Seixo, donde una vivienda se vio afectada por el fuego aunque sin que hubiera daños personales. En este incendio la situación se complicó por una tormenta con aparato eléctrico y los bruscos cambios de viento, que obligó a retirarse a los medios aéreos en una zona de terreno escarpado en la que era muy complicado atajarlo por tierra. Por el momento, se han visto afectadas 150 hectáreas.

Otro de los incendios activos es el de Melón, que afecta a unas 50 hectáreas y en el que trabajan un técnico, 5 agentes, 17 brigadas, 8 motobombas y una pala. También permanece activo el del concello lucense de Cervantes desde las 21.05 horas de ayer, donde el fuego ha arrasado 30 hectáreas y trabajan 5 agentes, 12 brigadas y 8 motobombas.

Incendios controlados

Por otro lado, permanecen controlados los incendios del concello ourensano de Cualedro, que entró en Galicia a través de los incendios de Portugal y que ya ha afectado a 450 hectáreas.

También controlado el incendio que afectaba a las parroquias de Xuño y Caamaño en Porto do Son. En esta zona, sumadas la superficie ardida en la parroquia de Baroña, se han visto afectadas unas 1.000 hectáreas, lo que lo convierte en uno de los peores incendios de este verano en Galicia junto al de Arbo, también controlado y con unas 1.583 hectáreas arrasadas.

Controlado también el de Crecente, que según las últimas estimaciones ha afectado a unas 300 hectáreas.

Se han dado por extinguidos los del concello ourensano de Sarreaus, que ha afectado a 20 hectáreas, el de Santiago (800 hectáreas), Vilardevós (54) y Baralla (54).

También te puede interesar