Vigo al día

La pobreza tiene nombre de mujer

caritas

Mujer, de entre 30 y 54 años y con menores a su cargo. Así es el perfil de la pobreza en Vigo. El año pasado Cáritas Diocesana de Tui-Vigo atendió a 1.913 familias, de las que el cabeza de familia en el 64,3% de los casos eran mujeres, casi el 70% tenía entre 30 y 54 años y de las que el 27% eran monoparentales “con cargas no compartidas, lo que dificulta su acceso al mercado laboral”.

Se trata de familias con una media de ingresos muy bajo, 350 euros al mes, ya que la mayoría de las personas que acuden a Cáritas Vigo vive de rentas mínimas o básicas (20,55%) o sin ningún tipo de ingresos (21,42%), mientras que otro 9% “está a punto de llegar a esa situación en la que no tienen ni para vivir”. Y es que el 79% de las personas que acuden están en el paro.

“La mayoría de las familias sobrevive con ingresos inferiores a 500 euros y la familia extensa sigue siendo la principal red de sustento y apoyo, ya que en muchos casos varias generaciones de una misma familia viven bajo el mismo techo”, aseguró Ángel Dorrego, director de la entidad.

Cronificación de la pobreza

Las familias que acuden a Cáritas son cada vez más jóvenes, sin formación y “siempre con urgencia”: el 65% de las personas que pasan por allí vienen derivadas de Servicios Sociales, con quien hay “una extraordinaria coordinación” para ayudar a estas familias. Y aunque en el último año Cáritas ha incrementado en tres el número trabajadores sociales el tiempo medio de espera sigue siendo un mes, excepto en casos de extrema urgencia.

Desde Cáritas valoran los datos del último año con cierta preocupación porque se está dando “una cronificación de la pobreza“, ya que las personas que acuden son “gente en edad laboral activa, que lleva como mínimo 3 años sin trabajo, sin derecho ya a ningún tipo de ayudas sociales, con trabajos precarios y sin oportunidades reales de solución a la vista que vienen demandando una media anual de 17 intervenciones por familia y año”.

Entre Cáritas Diocesana y Cáritas Parroquiales se atendió el año pasado a un total de 12.300 personas, incluidas las 7.819 a las que se le entregaron alimentos. Se repartieron más de 502.000 euros en ayudas económicas directas, un 22,7% más que el año anterior, la mayoría para ayudas directas en alimentación (53,18%) y vivienda (31,72%), tanto para el pago de alquileres como de suminitros como gas, agua o luz. Búsqueda de empleo y salud son otros de los ámbitos más solicitados por las personas que acuden a la entidad.

También te puede interesar