RGPD - Cookies

Los asistentes de los eurodiputados cuestan, al año, 187 millones y pueden nombrar a familiares directos

Con razón hay tanto interés en ser eurodiputado: el Parlamento Europeo ha destinado 187 millones de euros para pagar a los más de 1.500 asistentes acreditados de diputados, una cantidad que se aproxima a los 208 millones cobrados por los europarlamentarios en salarios y dietas el año pasado.

Hay que recordar que un eurodiputado gana unos 8.000 € mensuales más 304 € de dieta por cada día pasado en el despacho. A ello sumarán otros 4.300 € mensuales para gastos de oficina, gastos que no deben justificar. Además, se le asignarán otros 21.200 € al mes para contratar personal de su confianza, pudiendo elegir para esa labor a su cónyuge, a familiares, amigos o amantes. Pensión garantizada con solo cinco años de trabajo. Viajes gratis, en tren o avión, en clase business. Trabajo solo de lunes a jueves y 134 días laborables al año– los 231 restantes, libres-.

Además de ello, en estas elecciones están en juego los puestos creados ‘a dedo’ por ellos, una media de 4 por diputado, lo que hacen 3.000 en total –unos 224 en el caso de España-, puesto que cada una de sus señorías puede nombrar, libremente, 3 asistentes

En cifras totales, el Parlamento Europeo tiene a 6.817 personas trabajando en sus tres sedes, de las cuales 4.036 están en Bruselas, 2.445 en Luxemburgo y 236 en otras ubicaciones. En 2013, los más de 750 eurodiputados contaban con 1.566 asistentes acreditados.

El presupuesto de la Eurocámara, que ha ascendido a 1.750 millones de euros para el 2013- para los amantes de las desaparecidas pesetas 290.000 millones-, asigna 208 millones de euros a los diputados en sueldos y dietas, 187 millones a sus asistentes y 116 millones a personal de otros departamentos y servicios exteriores. La mayor partida de las cuentas es la de inmuebles, mobiliario, equipos y gastos similares, con 583 millones de euros.

El Parlamento Europeo contrata a personal de los 28 estados miembro, siendo los belgas los que cuentan con más empleados, seguidos de italianos, franceses, alemanes y españoles, según los datos de la Eurocámara.

 

También te puede interesar