RGPD - Cookies
Internacional

Berlusconi culmina su última payasada apoyando al mismo primer ministro al que ha querido echar

Berlusconi no solo se ha convertido en una careta tras la interminable serie de operaciones a las que se ha sometido, sino que ha acabado siendo una caricatura, un muñeco Monchito, hasta el punto de que, a sus casi 80 años de edad, ha pasado de primer ministro a bufón de la clase política italiana, en general, y de su partido, en particular.

Si hace unos días abría una crisis en el gobierno de Italia haciendo dimitir a los ministros de su formación si se le expulsaba del Senado – hay que recordar que ha sido condenado a 7 años de cárcel por el ‘Caso Ruby’ –este miércoles, a la vista de que numerosos diputados de su partido que amenazaron con abandonarlo – empezando por su propio número dos, Angelino Alfanoha dado marcha atrás en su intención de hacer caer al ejecutivo, y ha dicho “hemos decidido dar un voto de apoyo a este Gobierno» en el debate de la moción de confianza contra el primer ministro Letta.

Para ello, este esperpento, ha echado mano del “sentido de Estado” como motor último de su decisión en lo que parece ser ya su última función en la escena pública italiana.

 

También te puede interesar