RGPD - Cookies
Vigo al día

Denuncian que limitar el acceso al Pleno del Concello se parece mucho a no poder entrar al Parlamento de Galicia

Una de las trabajadoras que pretendía entrar mostrando su DNI

La reanudación del Pleno que se suspendió este lunes y volvió a suspenderse este miércoles por la mañana, sí pudo celebrarse, finalmente, esta tarde y aprobar los presupuestos municipales para 2013. La reunión de la Corporación tuvo que interrumpirse las dos ocasiones anteriores por las protestas de trabajadores del Instituto Municipal de Deportes (IMD), las empleadas de limpieza de los colegios y los agentes de seguridad del Museo de Artes Contemporáneo de Vigo (MARCO).

Trabajadores protestando en el exterior Concello

Los mismos trabajadores volvieron a las 4 de la tarde pero ya no pudieron entrar. La Policía Local tenía orden de no dejar pasar a quienes manifestaron su descontento el pasado lunes y a quienes lo hicieron este miércoles desde las 8 y media de la mañana, cuando empezó la segunda parte de la sesión. Todos ellos estaban ‘fichados’ y no pudieron acceder al salón ni identificándose, que es el requisito que se exige para poder entrar. Varios de los trabajadores a los que se les impidió asistir a la reunión de la Corporación, manifestaron que habían sido cacheados por la mañana y obligados a enseñar mochilas y bolsos a los agentes del 092 que se desplegaron a la entrada del Concello.

El concelleiro del BNG, con camisa rosa, acompaña a varios de los trabajadores de las concesionarias a identificarse para entrar en el Pleno

En esta ocasión, cuando la portavoz del BNG pidió explicaciones al alcalde sobre qué criterios se habían seguido para limitar el acceso del público, Abel Caballero indicó que “las necesarias para permitir que la sesión se celebre sin interrupciones”, contestó el alcalde a lo cual Yolanda Díaz respondió que no detallaba qué requisitos eran esos y que, por ello, otro de los ediles nacionalistas, había salido para hablar con los representantes de las plantillas de Linorsa, Marco y del IMD. Tras escuchar sus demandas, le comentó la situación al concelleiro de Seguridade, Carlos López Font y se permitió la entrada de dos de los empleados que protestaban en el exterior y que, “no habían intervenido en los incidentes que hubo por la mañana”.

vigoalminuto ha podido constatar que pese a que no ha mediado denuncia alguna, la Policía Local tiene orden de hacer una lista con quienes se manifiestan en los plenos y de evitar su acceso desde ese momento, algo que no solo no está recogido en el reglamento municipal, sino que, como el cacheo, no está amparado por ninguna ley. Curiosamente, la orden de no dejar entrar a los Plenos municipales, como señalaba uno de los trabajadores que se quedaron fuera, se parece bastante a la dada por la presidenta del Parlamento de Galicia, quien ha privado a los grupos políticos de la potestad de llevar invitados a la Cámara.

 

También te puede interesar