RGPD - Cookies
Vigo al día

Desunión e indiferencia de la mayoría de los concejales el Día Internacional de la Mujer

Pocas personas, incluidas las que acudieron a las dos manifestaciones de este jueves en Vigo, entendieron que las reivindicaciones por separado de varios colectivos a favor de la igualdad. La primera de las concentraciones, convocada por el Consello Municipal de Igualdade, encabezada por las integrantes del mismo, reunió a unos 200 personas tras una pancarta en la que podía leerse ´8 de marzo. Día Internacional da Muller’, acabó en la Praza da Constitución donde la concelleira de Igualdade, Chus Lago, leyó un comunicado.

La segunda, convocada por varios grupos, desde Esquerda Unida, pasando por el BNG o la Marcha Mundial de Mulleres, reunió a unas 500 personas y terminó en la Porta do Sol, donde, sobre un palco improvisado se denunció la regresión en los derechos de las mujeres, desde la “criminalización del aborto”, hasta el escaso interés por combatir la violencia de género.

Por la mañana, en un Pleno Monográfico convocado para conmemorar este día, hasta 19 asociaciones, además de concelleiras de los tres partidos representados en la Corporación, presentaron distintas propuestas. Mulheres Nacionalistas Galegas, por boca de Luisa Ocampo, pidió “recuperar la historia y la memoria de la ciudad desde una perspectiva feminista”, criticó que en la celebración del Bicentenario de Vigo no hubiese una sola mujer entre las personas citadas por su aportación a la ciudad y pidió que se haga más visible para los vecinos la aportación de las viguesas al desarrollo y el avance de urbe más grande de Galicia.

Por su parte, Elena Rodríguez, Secretaria da Muller de CCOO, propuso la inclusión de clausulas en los baremos de contratación de empresas concesionarias de servicios municipales, en las que se detalle un porcentaje de incorporación de mujeres.

Rosa Fontaiña, de la Rede de Mulleres contra os Malos Tratos, exigió que se tomen medidas legales para dejar de usar el Síndrome de Alienación Parental como “excusa para el maltrato institucional de las mujeres”, pidió que se tomen medidas institucionales contra el maltrato, “en especial contra aquellos partidos que confunden a la ciudadanía pidiendo la derogación de la Ley de Violencia de Género”.

Áurea González, de la Rede de Mulleres Dorna, reivindicó mejorar la igualdad en Coia y solicitó un espacio físico donde Dorna pueda llevar a cabo sus actividades. Ángeles Arias, secretaría da Muller de UGT, propuso que se continúe con los proyectos de coeducación y corresponsabilidad, elaborando una guía de buenas prácticas, que se haga un estudio en materia de igualdad en los centros de secundaria y que se muestre la historia del feminismo en nuestra ciudad.

Ana Pérez, vocal da Muller de la Federación de Veciños Eduardo Chao, solicitó que se tomen medidas para hacer compatible la vida familiar y laboral en la ciudad. Mónica Barreras, de la Asociación de Mulleres en Igualdade de Vigo, propuso denunciar ante los responsables públicos, los medios de comunicación, las instituciones y la sociedad, la situación que sufren los menores, muchos de ellos “testigos callados y víctimas del maltrato a sus madres por parte de sus padres”.

Matilde Lago, del PSOE, pidió al gobierno local un esfuerzo aún mayor en el compromiso histórico que la ciudad adquirió, “para promover la igualdad real y efectiva en todas las políticas públicas y en la sociedad”, especialmente en materia laboral, promoción económica, conciliación, violencia de género, exclusión social, derechos reproductivos y atención a las situaciones de dependencia.

Cristina Piñeiro, del BNG, exigió que los servicios públicos garanticen la atención a las mujeres “teniendo en cuenta sus necesidades específicas”, recordó que es necesario el cuidado integral de la salud y reivindicó el derecho al aborto en la sanidad pública.

Por último, en una polémica intervención, la representante del Partido Popular, Ángeles García, propuso que se avance en la consolidación de derechos adquiridos por las mujeres en tres áreas “fundamentales”: empleo, erradicación de la violencia de género y explotación sexual.

Todos los colectivos intervinientes criticaron que la mayoría de la Corporación diese la espalda a estos problemas y no tuviese en consideración su importancia, ausentándose de la Sala de Plenos, empezando por el alcalde. “Esta sala debería de estar chea, a lo menos de solidariedade”, dijo Rosa Fontaiña, para quien la ausencia de concelleiros de todos los partidos es la medida que demuestra lo que les importan nuestras propuestas.

Asimismo, hubo un momento de tensión en las votaciones, cuando la representante del PP, se levantó de su puesto y salió del salón, asegurando que no había tenido ocasión de explicarse.

 

También te puede interesar