RGPD - Cookies
Destacados

Si cocinan ellas, los niños no están gordos

Así de claro. Y así lo han constatado científicos de la Universidad de Granada (UGR). Un estudio realizado entre 718 niños y adolescentes de 9 a 17 años de trece centros de enseñanza públicos y privados de aquella provincia, ha confirmado que existe una relación directa entre el estado nutricional de los niños y quién les prepara la comida en casa. Así, los hijos cuyos menús son preparados por sus madres están mejor alimentados y sufren menos obesidad, mientras que el estado nutricional de los pequeños «empeora cuando una persona diferente a la madre les prepara el menú familiar».

El trabajo, publicado en la revista ‘Nutrición Hospitalaria‘, ha revelado que es  «muy importante» quien cocina a diario: los científicos han observado que, a medida que el menú familiar es elaborado por personas diferentes a la madre, el estado nutricional de los hijos empeora considerablemente.

Además ha quedado claro que, pese a que estamos en el siglo XXI, continúa siendo la madre la figura familiar que mejor conoce las necesidades alimentarias de sus hijos y la mejor preparada, en términos de conocimientos alimentarios, para la elaboración y el mantenimiento de una óptima alimentación familiar, según señala la Universidad de Granada en un comunicado.

 

También te puede interesar