Vigo al día

Los trabajadores de Limpieza no creen al concejal

Ángel Rivas no les ha convencido. Los sindicatos representados en el comité de empresa de la concesionaria del servicio, FCC, han rechazado la última propuesta del gobierno local para solucionar el conflicto que mantiene con los trabajadores. Las centrales, que se han reunido hoy con el concelleiro del ramo y con la responsable de Economía, Raquel Díaz, aseguraron al término de la charla que las condiciones que plantea el Concello no garantizan ni las contrataciones del personal de servicios especiales y de refuerzo el año que viene, “lo que supone que alrededor de 180 personas se queden sin un trabajo, que aunque de 3 o 4 horas a la semana, supone unos ingresos que, en algunos casos son los únicos que entran en sus casas”.

Los miembros del Comité consideran, además, que el concelleiro Rivas no garantiza la totalidad del servicio puesto que en la propuesta habla, únicamente, de la recogida de basuras, no de todos los contenidos en el pliego de condiciones que, como hemos manifestado numerosas veces, exigiremos que se cumpla al 100%”.

Por todo ello, los sindicatos no sólo mantienen su programa de movilizaciones, sino que convocarán reuniones con los comités de empresa del resto de las concesionarias municipales (en las que el propio concelleiro ya ha anunciado que habrá recortes) para plantear un calendario de protestas y, en su caso “la convocatoria de una huelga general”.

Estos argumentos no son entendidos por Ángel Rivas, quien repitió, con el documento que había entregado a los sindicatos en la mano, que quedaba claro que “este gobierno garantiza el mantenimiento de la plantilla actual, la recogida de basura de lunes a domingo y las nóminas sin rebaja de ninguna clase”. El concelleiro, sin embargo, no aseguró con rotundidad que se fuesen a contratar a las personas que se hacen cargo de la limpieza de playas y del resto de los servicios especiales, limitándose a reiterar que “no disminuirá la calidad del servicio” y a hacer un “llamamiento a los trabajadores” para que tengan en cuenta que “este gobierno quiere garantizar sus nóminas y no retrasarse en los pagos a las concesionarias municipales, como está pasando en otros ayuntamientos”.


 

También te puede interesar