RGPD - Cookies

Obama acusa tres años de presidencia como si hubiesen sido nueve

¿Es así? ¿De verdad el poder ha podido avejentar de esta manera a un hombre que hasta el mes que viene no cumplirá los 50? Eso es lo que se preguntan varios medios estadounidenses a la vista del cambio de aspecto del presidente. Barak Obama ha adelgazado, camina menos erguido, hace meses que tiene la mirada cansada, “las ojeras ya forman parte de su fisonomía, el pelo se le ha blanqueado ostensiblemente y hasta parece haber perdido parte de su color facial”, comenta a esta redacción un periodista que cubre habitualmente la información de la Casa Blanca.

“Este presidente no ha tenido que enfrentarse a los mismos problemas que sus antecesores que cubrieron sus dos mandatos en épocas de crecimiento económico y casi pleno empleo…los problemas con los que se encuentra Obama cada día no son fáciles de resolver y aún más de explicar a los estadounidenses que sólo ven que su dinero vale menos y que no encuentran trabajo, comenta Mike Rodríguez. “Eso es frustrante para el mejor comunicador del país”, apuntala. A esto hay que sumar una pérdida de popularidad enorme en poco tiempo, continúa “Obama ha pasado de ser la esperanza del Yes we can, a tener que entendérselas con un Capitolio republicano, y eso ha hecho mella”.

Rodríguez cree que el presidente “no está haciendo un mal trabajo”, en su opinión “ha logrado detener el deterioro de la economía, que cuando llegó a la Casa Blanca estaba haciendo que el país se desangrase, pero las cosas no van lo rápido que los ciudadanos quieren, y muchos empiezan a creer que no es lo enérgico que debería”. En el sistema político de Estados Unidos “no vale eso de Europa de echarle la culpa al anterior, ahora tú tienes el timón y ya puedes solucionar el problema o pondrán a otro al mando”. En opinión de este compañero, que pasa unos días de descanso en Galicia, “A Obama se le ha subido la Presidencia a los hombros y, créeme, es un peso muy considerable…no hay más que ver cómo era Clinton, los Bush o, muchos años atrás, Lydon Jonhson, cuando llegaron al Despacho Oval y como estaban al cabo de un mandato: el poder desgasta y el tener siempre la última palabra es abrumador…los años en la Casa Blanca son como los que cumplen los perros: por cada uno nuestro ellos tienen tres”.

Sobre las posibilidades de Obama de ser reelegido en 2012, Rodríguez es cauto, los republicanos están muy fuertes, pero entre ellos va a haber una lucha intensa por la nominación, eso puede beneficiar al presidente, pero le perjudicará el que no haya más empleo para los norteamericanos los próximos meses”, contrariamente su aspecto no jugará en su contra “ahora es un hombre joven con aplomo y más curtido, eso da confianza a los y las votantes de mediana edad…al menos a mí sí (risas)”.


 

También te puede interesar