RGPD - Cookies
Destacados Vigo al día

Que uno de los dos sea alcalde sólo depende de vayas a votar o pases

A.ALBALADEJO/ Que el alcalde vuelva a ser Abel Caballero o que le sustituya Corina Porro depende sólo de los vecinos que dudan entre ir a votar o hacerlo por la misma opción que hace 4 años. Esa es la impresión que hay en el PSOE y el PP. Ambos partidos, además del BNG, han encargado encuestas internas en las que se señala que los indecisos, alrededor del 23% de los encuestados, los que están dispuestos a cambiar su voto, son los que tienen la llave del despacho de la Alcaldía. El problema es que entre ellos, más de la mitad no saben si acudirán a votar, un porcentaje que entre los jóvenes de 18 a 35 años, supera el 65%.

Con los actuales datos que manejan las tres formaciones, en las que coinciden las encuestas que se han conocido hoy, el resultado de las Elecciones Municipales en la ciudad variarían, desde los actuales datos, hipótesis con la que trabajan los nacionalistas, cuyos votantes, si deciden quedarse en casa, darían la mayoría absoluta a Corina Porro (PP), que podría tener 13-14 concejales, por 9 de Abel Caballero y 4-5 del BNG.

El sondeo de los socialistas, realizado el mes pasado en todas las parroquias de la ciudad, con llamadas o entrevistas personales a 1.602 vecinos, difiere significativamente del de sus socios de gobierno y da al alcalde el 35,2% de los votos, que significarían 11 concejales (dos más de los que tiene en la actualidad), el 40,6% a Corina Porro (12 concelleiros, lo que significaría que perdería 1) y el 15,7% (4 ediles, uno menos que ahora) al BNG.

Los publicados por Atlántico Diario parecen cubrir todas las posibilidades: desde una mayoría absoluta holgada para los populares (14 o incluso 15 concejales), hasta una reedición de la actual corporación, con 9 asientos para los socialistas, 5 para los nacionalistas y 13 para el PP, eso sí, el margen de vigueses dispuestos a cambiar su voto sería del 24%, casi una cuarta parte del electorado.

ES LA PARTICIPACIÓN, ESTÚPIDO

Remedando aquel cartel que colocaron los demócratas cuando Clinton derrotó a Bush padre, en el que le avisaba ‘Es la economía, estúpido‘, según los especialistas en encuestas electorales consultados por vigoalminuto, el resultado dependerá, directamente, de la participación. De acuerdo con los datos de las últimas participaciones en Elecciones Locales, un porcentaje alto de votantes “suele favorecer a las alternativas de izquierdas” cuyos votantes son los que más fácilmente pueden decidir no acudir a las urnas, algo que no pasa entre quienes optan por los partidos conservadores, cuyo índice de participación se acerca o supera el 80%.

La prueba está en las tres últimas convocatorias, en 1999 con una abstención del 41,57%, el PP obtuvo 50.565 votos y 11 concejales, frente a la suma de 66.506 votos de BNG y PSOE que lograron 8 y 7 concelleiros, respectivamente.

El resultado cambió sustancialmente en 2003, año en el que la abstención bajó hasta el 36%, entonces los populares lograron 52.958 votos (10 ediles) frente a los 83.884 de PSOE y BNG (que se hicieron con 8 y 7 sillas en la Corporación, respectivamente).

Prueba de la influencia de la abstención en los resultados de los partidos de izquierdas la dieron las Municipales de 2007, ese año la abstención volvió a crecer hasta el 39,3%, el PP se hizo con 66.559 sufragios (13 concejales) y la suma de PSOE y BNG bajó hasta los 72.428 votos (9.456 menos que cuatro años antes).


 

También te puede interesar