RGPD - Cookies
Destacados

LA ERA MUBARAK LLEGA A SU FIN

EgiptoANTONIO ALBALADEJO/Eso es lo que se dice en las cancillerías  y lo que ha ratificado su primer ministro, Ahmed Shafiq. Shafiq, que empieza a aliarse con el nuevo hombre fuerte del país, Omar Suleiman, actual vicepresidente y señalado ya por los Estados Unidos, Israel y la Unión Europea como el conductor de la transición al ‘postmubarakismo’ no ha dudado en declarar que la mayoría de los egipcios quieren que el presidente se vaya, pero lo hará “dignamente”.
 
 Sin embargo, esta solución ya no la quiere nadie. Los partidos opositores están dispuestos a que Mubarak se quede en Egipto y no acabe sus días en el exilio, pero para ello han dejado claro que tiene que traspasar ya el poder, y no precisamente  a Suleiman. ¿Qué pasará en caso contrario? Sobre esta cuestión los opositores al Rahis no han dejado margen a la duda: seguirán paralizando el país.
 
El problema puede ser aún más serio si los Estados Unidos deciden aplazar o retrasar su aportación económica, de la que Egipto depende cómo del aire. En este caso, el árbitro, en ello coinciden todos los dirigentes, pro y antigubernamentales, el Ejército, del que Mubarak forma parte desde sus tiempos de héroe de la aviación, sería el árbitro; un árbitro que no estaría dispuesto ni a enemistarse con los norteamericanos, ni arriesgarse a unos disturbios que debilitasen más su influencia en la zona.

También te puede interesar